viernes, junio 18, 2010

Love is all around

Normalmente nos quejamos de lo malo que nos pasa, y entre todas esas cosas nos quejamos de quienes están a nuestro alrededor o de la sociedad.

Decimos que las personas – olvidándonos de nosotros mismos- son egoístas, sin sentimientos, ambiciosos y un sinfín de calificativos que denotan nuestra falta de confianza en nuestros semejantes.

Sin embargo, esta entrada no tiene por motivo expresar cuán malo o egoísta es el ser humano. Sino más bien, de lo bueno que es. Para eso, qué mejor que hablar del amor. Sí, el amor. Que aunque no lo crean, está en todas partes.

“The love is all around” (o “El amor está alrededor”). Y es verdad, el amor está alrededor. Basta que vayan a un aeropuerto y se detengan a observar como muchas de las personas que ahí están van a esperar o a despedir a sus seres queridos. Los abrazan, los besan, los aprietan con el único objetivo de demostrar su afecto. Si se van, que les vaya bien y que ojalá vuelvan pronto porque se les va a extrañar; y si regresan de algún lugar, porque es una alegría tenerlos de vuelta.

El amor, se da entre padres e hijos, entre hombre y mujer, entre abuelos y nietos, entre hermanos y hermanas, entre los amigos, etc. El amor, en un mundo que pareciera tan individualista sigue siendo más fuerte que todo lo que nos va pasando a lo largo de nuestra existencia.

No obstante el amor nos puede hacer felices, también puede producirnos tristeza. Por ejemplo, cuando perdemos a un padre, o a un hijo o hermano, o cuando un hombre y una mujer se separan porque el tránsito por este mundo ha sido más fuerte que el amor que alguna vez se profesaron.

En fin, el amor ahí está. A nuestro lado, alrededor, en todas partes.

En Chile, decimos que somos solidarios, ya que cuando alguien o un grupo de personas están en desgracia y alguien convoca a alguna campaña, ahí está el pueblo chileno, dando su apoyo. No importa si se es rico o pobre. Todos están ahí, brindando su apoyo en la medida que sus posibilidades se lo permiten. En estos casos, sin que nadie se de cuenta, nuevamente está presente el amor.

El amor no ha dejado de existir, no ha dejado de estar. Somos nosotros quienes hemos perdido la capacidad de verlo, de darnos cuenta que ahí está, sano, fuerte, y más vivo que nunca.

Love is all around.

2 comentarios:

  1. Veo que estás en onda amor... me parece muy bien, de hecho el amor vendría siendo todo aquello que nos aleja del egoísmo... aunque como diría Yoda en la Guerra de las Galaxias III (la venganza del sith), cuando uno ama no debería buscar "poseer", porque el miedo a "perder" a alguien nos lleva al lado oscuro... y en realidad vaya que cuesta dejar de ser egoísta cuando queremos a alguien...

    ResponderEliminar
  2. Hola Pao:
    Pero el "amor" es mucho más amplio que esa faceta a la cual te refieres.
    Por otra parte, cuando buscas poseer para no correr el riesgo de perder a alguien, eso no es amor, es miedo, como tú bien dices (el miedo de "perder" a alguien). Y el miedo, para lo único que sirve, es para no arrojarnos a un barranco ;).
    Un saludo y cuídate mucho

    ResponderEliminar